22 junio 2015

El Corte Inglés evalúa el impacto psicológico de los cambios de jornada en las plantillas de seis centros de Madrid

El Corte Inglés evalúa el impacto psicológico de los cambios de jornada en las plantillas de seis centros de Madrid
Un centro de El Corte Inglés. EUROPA PRESS
Corte Inglés va a hacer evaluaciones de riesgos psicosociales a las plantillas de seis de sus centros en Madrid: Ayala, Castellana, Goya, Preciados-Callao, Princesa y Serrano. En total, cerca de 7.000 trabajadores se someterán a exámenes que buscan conocer el impacto en su salud de las nuevas condiciones de trabajo que la empresa aprobó hace ya más de dos años. Comisiones Obreras solicitó ya en 2013 que el grupo hiciera estos examenes, pero ha sido hace unas semanas cuando El Corte Inglés cedió y firmó con todas las organizaciones sindicales con representación un acuerdo para realizar la evaluación a los trabajadores de los centros mencionados.

Es la primera vez que El Corte Inglés lleva a cabo una evaluación de estas características en su plantilla. CCOO asegura que el número de bajas por depresión y ansiedad ha crecido considerablemente a causa de una "precarización desmedida" del trabajo diario. Los seis centros en los que se harán los exámenes han sido escogidos precisamente por ser los que más incidencia de absentismo y siniestralidad presentan.

El Corte Inglés no se pronuncia sobre este extremo, pero sí confirma el plan "para evaluar y valorar el bienestar de sus trabajadores en relación al contenido y organización de su trabajo diario" como parte de su política de prevención y salud laboral de la compañía.

En 2013, las grandes superficies firmaron un nuevo convenio colectivo que incluía polémicos recortes, como rebajas de sueldos y la eliminación de las pagas por festivos. Algunas artículos, incluso, fueron anulados por la Audiencia Nacional, que consideraba, entre otras cosas, que el convenio discriminaba a las mujeres.

Desde entonces, El Corte Inglés ha aplicado, además, dos modificaciones sustanciales de las condiciones laborales que han supuesto la desregularización de la jornada de trabajo y la obligatoriedad de que toda la plantilla trabaje domingos -aunque su contrato no contemple ese horario- y sin remunerar.

"En lugar de darnos calendarios anuales, como solían hacer, ahora los tenemos trimestrales. Nos pueden notificar cambios de jornada con siete días de antelación si es por razones organizativas", explica la representante sindical de CCOO en El Corte Inglés Carmen López. Las nuevas condiciones de trabajo implican también, por ejemplo, que cada trabajador tenga 72 días de jornada ampliada al año, es decir, que durante 72 días pueden hacer una jornada de diez horas (una de comida y 9 de trabajo efectivo).
Cuestionarios de 44 preguntas

La empresa aplicará la metodología prevista por el Instituto Nacional de Seguridad e Higiene en el Trabajo. Los trabajadores se someterán a cuestionarios que incluirán 44 preguntas de respuesta cerrada. Las evaluaciones tendrán en cuenta varios factores, como el tiempo y carga de trabajo, las relaciones y el apoyo social, la participación y supervisión, y las demandas psicológicas.

"El objetivo es extraer diversas conclusiones de esta evaluaciones y, finalmente, adoptar medidas que mejoren la salud y bienestar de los trabajadores", dice la empresa.

eldiario